LAS EMOCIONES SON COMO LOS ÁNGELES, NO TIENEN SEXO Y EXISTEN PARA AYUDARNOS

Habitualmente interpretamos las emociones como positivas o negativas, ¿realmente lo son?

Hagamos la prueba:

–          Tristeza ¿negativa o positiva?

–          Rabia ¿negativa o positiva?

–          Asco ¿negativo o positivo?

–          Dolor ¿negativo o positivo?

–          Alegría ¿negativo o positivo?

¿Verdad que ya hemos elegido de antemano lo que es bueno o malo sentir?

Continúa leyendo LAS EMOCIONES SON COMO LOS ÁNGELES, NO TIENEN SEXO Y EXISTEN PARA AYUDARNOS

¿Tienes que ser 10 o te vale con un aprobadillo para ser feliz?

Tengo la impresión de que se nos está yendo la cabeza. Si no somos 10, no somos personas exitosas. Por eso:

–          Nuestro físico es imperfecto. Nos blanqueamos los dientes, corregimos nuestras arrugas, aumentamos o disminuimos quirúrgicamente partes de nuestro cuerpo, no hacemos suficiente ejercicio, ni comemos o bebemos lo que nos conviene, etc.

–          Nuestro CV es imperfecto. No tenemos suficiente formación, ni suficiente experiencia, ni suficientes idiomas, ni suficientes cargos, ni suficientes recomendaciones, ni suficiente visibilidad, etc.

Continúa leyendo ¿Tienes que ser 10 o te vale con un aprobadillo para ser feliz?

¿Por qué a mi…?

¿Por qué a mi…?

A veces nos da la impresión de que todo se confabulara contra nosotros. ¿Por qué me pasan estas cosas a mí? Y además, adjuntamos a esa pregunta sentimientos de injusticia: no me lo merezco, esto tendría que sucederle a la gente mala, si hay un Dios por qué permite esto, maldito karma, etc.

Tendríamos que preguntarnos si aquello que nos angustia es una circunstancia o un problema ¿Alguien idéntico a ti, con las mismas circunstancias que tú podría ser feliz y sentirse realizado? Si es así, entonces reflexiona: «Aquello que no eres capaz de aceptar es la única causa de tu sufrimiento» (Gerardo Schmedling)

Continúa leyendo ¿Por qué a mi…?

¿Qué sabe nadie?

¿Qué sabe nadie?

 

Diariamente hablamos de los demás y decimos: “si yo fuera él/ella…”, “lo que debería de hacer es…”, “cualquier persona haría…”, incluso yo como psicóloga he llegado a juzgar como “lógico o no lógico” el juicio de personas (sin patologías). ¿Y qué sabe nadie? Como diría Raphael en su canción.

Continúa leyendo ¿Qué sabe nadie?